Refuerzan la seguridad en las playas de Rio de Janeiro (Brasil)

Unos 600 efectivos de la policía militar cuidarán las playas de Río de Janeiro, luego de asaltos a bañistas perpetrados por pandillas en los últimos días.

 Durante dos días feriados, cuando playas como Copacabana, Ipanema o Arpoador se llenaron de visitantes, grupos de individuos se abalanzaron sobre personas que tomaban sol para robarles. Entre los pandilleros se detectaron menores de edad.
Playa de Arpoador en  Rio de Janeiro

La prensa brasileña calificó el episodio como un “arrastao”, cuando 20, 30 o 40 personas protagonizan un asalto y barren con las pertenencias de sus víctimas en medio de la confusión. Esos robos masivos en la playa eran frecuentes en otra época, pero habían desaparecido en los últimos años al volverse Rio de Janeiro una ciudad más segura, en gran parte por las operaciones militares que controlaron algunas de las peligrosas favelas donde se trafican drogas.
Policías de Rio de Janeiro
El gobierno brasileño y en especial el de Rio de Janeiro se encuentran empeñados em mejorar drasticamente el tema de la seguridad, ya que es un factor clave para el éxito del Mundial de Fútbol Brasil 2014 y de los Juegos Olímpicos Rio 2016.

Aún estás a tiempo