El Maracaná

Estadio Maracaná

Es uno de los puntos más visitados por turistas de todo el mundo y considerado un símbolo del deporte y la cultura no sólo de Río de Janeiro, sino de Brasil entero.

Construido para ser el estadio más grande del mundo, lo consiguió durante un tiempo. Fue sede del Mundial de Fútbol de 1950 y en él se jugó el partido de la final, ante 200.000 espectadores, que ganó Uruguay a Brasil. Sucesivas reformas, para adaptar el estadio a las normativas de la FIFA para la celebración de eventos deportivos, han hecho reducir la capacidad del Maracaná a casi 74.000 espectadores.

El nombre oficial del Estadio es Jornalista Mário Filho, en honor al periodista fundador del "Jornal dos Sports", un diario deportivo local. Aunque se conoce en todo el mundo como Maracaná, nombre que proviene de un ave brasileña.

Si bien hay visitas guiadas diariamente, es ideal conocerlo en un día de partido para poder coocerlo en todo su esplendor.
En Río de Janeiro cada equipo de fútbol tiene su propio estadio, pero los partidos con gran afluencia de público se juegan en el Maracaná.
Vivir un partido de fútbol en el Maracaná es la oportunidad de conocer unas de las pasiones más vibrantes y maravillosas del Brasil.

Aún estás a tiempo